Dr. Franc Zalewski: he analizado diversos viales de Pfizer y he encontrado un organismo parásito apodado “la cosa”.

El Dr Zalewski dice que sólo en uno de los 3 viales de Pfizer que analizó encontró estas formas de vida basadas en el aluminio y carbono, dos de los viales eran sólo solución salina; por lo que parece, son introducidas en dichos viales como huevos; él los hizo crecer en 4 días con unas condiciones determinadas (cámara de pulverización donde puede se pulverizado el grafito y temperaturas altas) dando lugar a este ser con tres patas. Para que los huevos se vean debe hacerse el test sobre una cinta de grafito y que por eso se ha añadido grafeno, del cual además se nutren los huevos

El extremo del tentáculo es una garra; los tentáculos de este ser miden unos 2,5 mm. 
Sin embargo, este ser está latente y espera una señal que lo active para empezar a vivir.

Zalewski, cree que una de cada tres o cuatro vacunas contra el » COVID » procedentes de la farmacéutica Pfizer contiene este parásito, es decir, 1/4 de las personas vacunadas con veneno experimental sufrirán secuelas muy graves y la muerte en un tiempo de pocos años. Es por eso que los accionistas masones ( que controlan actualmente el 98 % de la prensa en el mundo ) en todo ámbito presionen a sus pupilos los políticos a su cargo para incidir con repetitivas dosis de vacunas experimentales con veneno. Una especie de eutanasia encubierta a nivel planetario, genocidio, para eliminar parte de la población mundial, de forma selectiva, según el tipo de vacuna administrada o las referencias en clave para este proceso de vacunación. También se ha constatado que la dosis de Pfizer, una de tres, lleva : un adicional componente conductor altamente tóxico, en concreto el grafeno, además de otros materiales pesados : aluminio, bromio, etcétera. Todo hace indicar tres de cada cuatro vacunados contra el » COVID » ( para la marca Pfizer ) han recibido inofensivo suero, estimación que bajaría al repetir la vacunación o nuevas dosis pasando a la mitad de vacunados aproximadamente. De ahí la presión para más dosis de vacunación contra el » COVID «. Sin duda, un juego macabro en formato de lotería.

El Min. de Sanidad, en España, comunicó, hace unos días, a requerimiento legal de biólogos españoles, que actualmente no existe evidencia de virus que produzca la enfermedad » COVID «, es decir no tienen pruebas ni material de virus que provoque el famoso » COVID «, el documento hecho público por los biólogos españoles constata que el » COVID » es y ha sido una operación criminal para arruinar determinadas naciones, principalmente en Occidente, y al mismo tiempo la progresiva reducción de la población mundial, unido a altas ganancias de determinadas farmacéuticas entre otros actores más involucrados. Al poco de saberse esta información oficial, miembros del gob. de España recomendaban uso de mascarilla para evitar procesos vinculados con la gripe, que en el año 2020 quedó extinguida en España, menos de 50 supuestos casos de gripe para toda la población, se sospecha que estos políticos vinculados al magnate G. Soros y el selecto grupo Bilderberg, intenten unir la gripe con la ya trama » COVID «. La censura en España es especialmente significativa, más aún para exponer supuestos casos de personas afectadas por las vacunas experimentales, en cambio en regiones del planeta como Reino Unido los datos aparecen con mayor facilidad.

También, HYDRA VULGARIS ha sido localizada dentro de las vacunas Covid-19. La Dra. CARRIE MADEJ observó cómo el monstruo se movía, crecía y se paraba sobre el vidrio mientras analizaba el frasco. Esta especie es inmortal, no envejece y se autocura. Puede reproducirse de tres formas: reproducción sexual, gemación e indirectamente a través de la regeneración, es decir, si se parte en dos crece y se clona a sí mismo. Dentro del cuerpo humano absorbe nutrientes, provocando así la muerte letal de la víctima. DARPA está involucrada y ( Joint Artificial Intelligence Center ( JAIC ) of the U.S. Department of Defense ( the U.S. military ) está ayudando a rastrear y efectuar el seguimiento de las personas vacunadas contra el » COVID » ) en los estudios de este imperceptible monstruo con autonomía propia desde hace muchos años, que era visto como arma de guerra, para futuros eventos bélicos.

Digamos que determinadas vacunas analizadas ( como la de Pfizer ) llevan al menos, una de estas dos modalidades de activación de cuerpos extraños, una por mando externo ; desconociéndose la programación que se usa, otra modalidad por autonomía propia con parásitos que se incrustan rápidamente al organismo humano al disolverse la solución conductora inoculada.